Escribo desde la sala de prensa del Festival de Cannes, asi que aviso que no tengo acentos, porque aunque le pongas el teclado espanyol, vuelve al ingles (o, en algunos ordenadores frances, pero tambien sin acentos).

THE TREE OF LIFE, El arbol de la vida, era una de las peliculas mas esperadas y anunciadas de este festival. Por partida doble, porque ya se habia anunciado que se presentaria el anyo pasdo, pero ya se sabe que a Malick le gusta tomarse su tiempo y ha preferido darle un anyo mas al montaje de esta tan bella como compleja (complejisima) pelicula. Ademas, al ser una pelicula que incluye en su reparto a Sean Penn y Brad Pitt, llama mucho mas la atencion y si encima todo Cannes esta plagado de letreros anunciandola, todavia mas.

Descifrar de que va esta pelicula es algo complicado, pero se puede resumir en que Brad Pitt es un padre de familia, una familia en la que hay momentos bonitos (y esos estan filmados con la calidez de un anuncio de colonia) y momentos tristes (y ahi Brad se pone malote malote). Jessica Chastain es su mujer y, pasado el tiempo, veremos como uno de los hijos es Sean Penn. La “accion” de la cinta podria resumirse en un cortometraje bastante corto, porque sus casi dos horas y veinte minutos consisten principalmente en una serie de reflexiones sobre la vida, el universo y la familia que tienen lugar en off y que sirven para incluir unas imagenes hermosisimas y, aunque no lo parezca, tomadas con la luz natural -como le gusta a Malick-. Y a partir de aqui el problema es su desarrollo, es muy dificil entrar, casi se empenya en sacarte, porque si bien los planos y la musica son espectaculares, tanta majestuosidad llega a saturar y en cualquier caso se hace dificil seguir las reflexiones de los personajes.

Ello no quita para que sea una pelicula mas que estimable, es un esfuerzo en una direccion que rara vez se ve con una distribuidora de Hollywood (la Fox) y estrellas de primera linea (Pitt, Penn, etc.). Sin embargo, me da la impresion de que le falta direccion, sabe que flecha y que arco utilizar, parece incluso por momentos que sabe que fuerza darle al tiro, pero Malick no termina por dirigir la flecha y termina realizando un spot publicitario de dos horas y veinte (lo repito por si no lo habiais captado aun) que no puede triunfar en su loable esfuerzo por hacer reflexionar al espectador precisamente por saturacion. Terminamos saturados de imagenes hermosa, bellisimas y perfectamente controladas.

Y es que normalmente para hacer pensar, no basta con sorprender, con “epatar” a tu interlocutor. Muchas veces es bueno escucharle. Y Malick, en esta no parece tener muchas ganas de hacerlo.

5,5/10

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s